Cómo ser un buen líder | Los mejores consejos para un liderazgo exitoso

El liderazgo efectivo puede llevar a los grupos de trabajo al éxito y es indispensable para conseguir organización, motivar a los empleados y tener un buen índice de rendimiento empresarial. Sin embargo, no siempre es sencillo convertirse en un gran líder. A pesar de toda la información que hay disponible, existen ciertas características y factores de la personalidad que pueden llevar a una persona a transformarse de líder a micromanager. Por eso, decidimos compartir los mejores consejos si lo que quieres es saber cómo ser un buen líder en todo momento.

En Coworkingfy estamos convencidos de que un liderazgo dentro de las empresas u organizaciones es completamente necesario y constantemente estamos conversando acerca de sus beneficios. En ese sentido, te invitamos a continuar con la lectura de este artículo para que aprendas cómo ser un líder exitoso.

¿Qué es ser un buen líder?

Grupo de trabajo con líder | Cómo ser un buen líder

Un buen líder es aquel que logra que su equipo se mantenga motivado en todo momento. Es decir, una persona que inspira y escucha a su grupo de trabajo para conocer sus necesidades e intereses. Este líder es capaz de hacer que todos se sientan a gusto con el rol que desempeñan, además de que los invita a constantemente a dar lo mejor de sí mismos y procura satisfacer las necesidades o motivaciones intrínsecas y extrínsecas.

¿Cómo ser un buen líder empresarial? Manteniendo la buena convivencia. Trabajar con otras personas no siempre es una tarea sencilla, las diferencias en personalidades, profesiones, experiencias y una mala comunicación pueden entorpecer el clima laboral. No obstante, un buen líder es aquel que sabe canalizar estas emociones hasta lograr que persista el respeto y un ambiente seguro y de crecimiento.

Asimismo, las bases para un buen liderazgo o para ser un buen líder establecen que quien ejecuta este rol tiene que mostrarse preparado para afrontar las diferentes situaciones. ¿Qué hace un buen líder? Es capaz de tomar decisiones apremiantes, siempre siendo vigilante del bienestar de todos. Del mismo modo, se hace responsable en todo momento y asume sus errores y aciertos.

¿Cómo es un buen líder?

Equipo de trabajo en reunión

Hay ciertas características de un buen líder que nos ayudan a definir cómo se espera que sea el comportamiento de esta persona. En ese sentido, para ser un buen líder se debe ser proactivo, capaz de desarrollar actitudes y aptitudes que permitan predecir problemas en función de elaborar un plan que facilite la resolución de conflictos de forma inmediata.

La visión es infaltable si buscas cómo llegar a ser un buen líder. Esto quiere decir que se tiene que tener una meta clara, ese objetivo que se va a perseguir. Sin visión es muy difícil que se logren las metas u objetivos. También debe ser una que permita pensar en grande, consolidar un equipo de alto rendimiento y que, en definitiva, lleve a la empresa al éxito.

Otra de las características sobre cómo ser un buen líder en el trabajo es que brinda confianza. Los miembros de su equipo sienten que están laborando al lado de alguien en quien pueden depositar toda su confianza, que es incapaz de hacer cosas turbias a sus espaldas, sino que es una persona con una ética elevada y con una moral intachable.

¿Cómo ser un buen líder en una empresa? ¡Escucha atentamente lo que los otros tienen para decir! Trata de que se sientan escuchados, que sus opiniones son súper importantes y procura darle respuesta a las inquietudes que ellos comentan para que estén conscientes de que sus pensamientos e ideas son valiosas. Paralelamente, un buen líder debe poseer claridad al momento de comunicarse con su equipo de trabajo.

Recomendado:

Pasos para ser un buen líder

Delegación de tareas en la empresa

1. Conforma tu equipo de trabajo y delega tareas

Una de las primeras recomendaciones para un buen liderazgo es conformar tu equipo de trabajo. Elige a aquellas personas que te acompañarán durante todo el proceso. Es importante que hagas un equipo ganador, es decir, con profesionales que te ayuden con el cumplimiento de las metas y que le añadan valor a la organización.

Una vez que sabes quiénes estarán a tu lado, cuál será la dinámica de trabajo y los roles de cada uno, es hora de delegar tareas. Un buen líder sabe cuáles son las fortalezas y limitantes de sus compañeros de trabajo, así que procuran que todos tengan que cumplir con asignaciones acordes a su experiencia y área de trabajo. Es un error darle a alguien más responsabilidades de las que puede manejar.

2. Domina tu ego y maneja tus emociones

¿Cómo ser un buen líder en el equipo de trabajo? Sabiendo manejar las emociones, mostrando inteligencia y no dejándose llevar por una visión negativa. Para ser un buen líder es menester tener un control absoluto de los sentimientos, hay que darle mayor importancia a la lógica y a los hechos irrefutables.

De esta manera, un líder sabe que no puede tomar decisiones impulsivas. Asimismo, tampoco puede dejarse llevar por las conclusiones apresuradas, chismes o comentarios mal intencionados. ¡Un buen líder es aquel que considera todas las alternativas antes de tomar una decisión!

En esa misma línea, ¿cómo debe ser un buen líder? Idealmente tiene que poseer dominio del ego. En otras palabras, no puedes considerar que existen tareas demasiado grandes o pequeñas para ti, debes afrontar con humildad todas las circunstancias que se te presenten. Tampoco puedes menospreciar a los demás tan solo porque tiene otros roles, ni ver a tu equipo como subordinados o súbditos.

3. Aprende constantemente

¡Un buen líder está en aprendizaje constante! No creas que por ostentar ese título eres dueño de la verdad absoluta o no necesitas sumarte a jornadas de actualización de conocimientos. Es crucial que te mantengas al tanto de las últimas novedades en tu área. También debes buscar herramientas que te ayuden a consolidar tus habilidades como líder. ¡Para tener un liderazgo exitoso se debe cultivar el hábito del estudio!

4. Conócete a ti mismo

¿Cómo ser un mejor líder? Conociéndote a ti mismo. Para ello, puedes hacer un análisis FODA personal que te ayudará a que tengas una mejor postura acerca de tus fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas. Para ser un buen líder tendrás que tener en claro cuáles son tus limitantes y en qué área destacas. ¡Es un error creerte superior en todos los ámbitos! Acepta que eres humano y no puedes con todo. Del mismo modo, trabaja en potenciar tus habilidades laborales y personales.

5. Trabaja duro

Otro de los pasos para ser un buen líder es el trabajo duro y la constancia. A pesar de las dificultades debes mostrarte resiliente, aprender de los fracasos y tener una conducta que se convierta en inspiración. Con el trabajo duro es cuando realmente podrás ser visto por los demás como alguien a quien seguir. Recuerda que un líder puede surgir en medio de diferentes situaciones, pero son mucho más admirados aquellos que nacen de manera natural, espontánea y por el reconocimiento que le dan sus coworkers.

Consejos para ser un buen líder

Líder en la empresa | Cómo ser un buen líder

1. Reconoce los logros

Dentro de las sugerencias sobre cómo ser un buen líder se encuentra el hecho de reconocer los logros de las personas que están a tu alrededor. ¡Motívalos a continuar con ese comportamiento! ¿Alguien logró una meta que se veía muy difícil de alcanzar? ¡Felicítalo frente a todos! Hazles sentir a tu equipo que su labor es altamente valorada.

2. Sé un apasionado

Para ser un gran líder es imperante que te apasiones por esa actividad que realizas. ¡Disfruta cada momento! No dejes que se convierta en una rutina tediosa tener la responsabilidad de ser quien lleva el rol del liderazgo en la empresa u organización. Un buen líder es aquel que disfruta de lo hace y que, sobre todo, actúa con la convicción de que su trabajo es esencial para alcanzar objetivos.

3. Ten modelos a seguir

Otro de los consejos sobre cómo ser un buen líder es que consigas referentes que te sirvan como inspiración. ¿Mahatma Gandhi?, ¿Barak Obama?, ¿Lebron? ¡No importa quién sea ese líder que se convertirá en tu ejemplo a seguir! Lo valioso es que sea alguien con una trayectoria que te impulse, que te conmueva y de cuya historia puedas aprender grandes lecciones. Eso también te ayudará a definir la manera en la que quieres liderar.

4. Mantente en crecimiento

¿Qué quiere decir esto? Que no puedes conformarte con la posición en la que estás o con los logros que has alcanzado. Siempre debes ir por más, ser ambicioso hasta llegar a la cima. Pero, evidentemente, esta visión de crecimiento debe ser compartida con tu grupo de trabajo. Tampoco te puedes dejar llevar por lo irracional y querer pasar por encima de otros tan solo para obtener cierta posición.

5. Haz networking

Hacer networking es clave para los líderes. ¡Este es uno de los mejores consejos que puedes poner en práctica! Un buen líder siempre está en la búsqueda de nuevas conexiones con colegas o inversionistas que le permitan conectar con una oportunidad ganadora. Haz networking en eventos presenciales o usa algunas de las apps para hacer networking más usadas del mundo.

Ahora bien, no se trata de conectar por conectar. Procura mantener el contacto en todo momento, cultiva muy bien tus relaciones. Menciona a todos por su nombre, recuerda detalles acerca de su posición o personalidad, muéstrate amigable. ¡Un excelente líder es aquel que reconoce lo ventajoso de trabajar de la mano de otros y de tener una red profesional de contactos!

6. Organiza tu tiempo y prioridades

Al convertirte en líder empezarás a tener mayores responsabilidades, muchas veces sentirás que el tiempo es insuficiente y esto puede abrumarte. Por lo que lo recomendable es que hagas uso de algunas de las herramientas de gestión de tiempo para que priorices asignaciones o deberes. También podrías empezar a hacer uso de herramientas para la toma de decisiones que te ayudarán a ver mejor el panorama.

7. Aprende de tus errores y fracasos

¡Un buen líder no pretende ser perfecto en todo momento! En su lugar, reconoce sus errores y fracasos. Los usa como impulso para mejorar y toma las enseñanzas que esa lección le dejó. Los líderes exitosos no se dejan vencer por las adversidades, sino que aprenden, confían y tratan de ver todo con optimismo. Supera las equivocaciones; las tuyas y las de los demás.

8. Comparte tus conocimientos

¿Cómo ser un buen líder? No siendo egoísta con lo que sabes, con tus conocimientos, sino que compartes sin esperar nada a cambio. ¿Un compañero de trabajo tiene una duda sobre un tema en el que eres experto? ¡Ayúdalo, bríndale tu guía y soporte! Ten muy presente que el conocimiento y todos los saberes se vuelven más valiosos cuando son compartidos. Asimismo, estimula el aprendizaje colaborativo.

9. Ten orientación por los resultados

Los buenos líderes tienen la capacidad de alinear a todos los trabajadores hacia la consecución de los objetivos organizacionales. Es decir, se orientan por los resultados. No esperan que se cumplan con determinadas horas laborales solo por cumplir, sino que se centran en el objetivo final.

También este tipo de líder no teme sumarse a las nuevas formas de trabajar. Por ejemplo, reconocen las ventajas del home office, del trabajo por objetivos y hasta suman a sus equipos nómadas digitales o freelancers.

10. No temen a ser innovadores y creativos

Para llevar a cabo un buen liderazgo se debe ser innovador para atreverse a hacer lo que nadie ha hecho antes. En ese sentido, se arriesgan a marcar la diferencia, a romper el molde y a salirse de lo tradicional. Del mismo modo, los buenos líderes son creativos y se suman a dinámicas de grupo que potencien tanto la innovación como la creatividad.

Para ti: 10 tipos de liderazgo | ¿Qué estilo de líder eres para tu equipo?

Ejemplos de un buen líder

Trabajador feliz en la empresa

1. Martin Luther King

Uno de los grandes referentes sobre cómo ser un buen líder lo encontramos en Martin Luther King, quien durante su vida luchó para que todas las razas tuvieran los mismos derechos humanos. Es decir, para evitar que las personas de piel blanca tuviesen más privilegios por encima de la gente de color. Martin Luther King, es un ejemplo de compromiso, de no dejarse vencer e incluso tras su muerte su lucha sigue vigente y él sigue siendo un líder a quien admirar.

Frase destacada: Hemos aprendido a volar como los pájaros, a nadar como los peces; pero no hemos aprendido el sencillo arte de vivir como hermanos.

2. Jack Welch

Jack Welch, es un admirado empresario norteamericano, CEO de General Electric y un referente en el tema, que incluso ha escrito sobre las claves del éxito del liderazgo empresarial. Welch es un ejemplo de buen liderazgo, porque ha sabido posicionar exitosamente empresas en el mercado, siempre tomando en consideración a sus empleados.

Al respecto, Welch cree que un líder no puede ser más talentoso que su equipo. Por ello, creó la estrategia stretching, donde le ponía  a sus subordinados el listón de los objetivos a conseguir cada vez más alto. En esa misma línea, Welch sostiene que un buen líder debe ir preparando a su sucesor. Algo distintivo en su forma de liderar, es que Welch pensaba que la distancia entre el líder y el último operario tiene que ser lo más corta posible.

Frase destacada: Poner a las personas adecuadas en los puestos adecuados es mucho más importante que desarrollar una estrategia.

3. Indra Nooyi

Los líderes excelentes no temen defender sus ideales y mostrarse dispuestos a participar en cambios que puedan parecer disruptivos. De allí que miles de personas, sobre todo mujeres, admiren tantísimo a Nooyi, quien fue CEO de PepsiCo.

Durante su trabajo en esta empresa, Nooyi minimizó el impacto medioambiental de la empresa y disminuyó en sus productos ingredientes nocivos para la salud, aguantando las críticas de decenas de accionistas. Sin duda, se trata de un liderazgo basado en sus principios y en los valores en los que ella cree.

Frase destacada: Nadie será recordado por llevarles ingresos a los accionistas. Te recordarán por el impacto que causaste en la sociedad.

4. Howard Schultz

Para ser un buen líder es sumamente importante contar con una visión, como fue el caso de Schultz, fundador de Starbucks, quien ahora tiene cientos de franquicias en todo el mundo y no se rindió cuando propuso sus ideas para vender café a otra empresa estadounidense y fue rechazado. ¡En su lugar, decidió crear su propio imperio del café! Las claves del liderazgo de Schultz, son las siguientes: es un apasionado por lo que hace; crea sinergias y colaboraciones y cree siempre en sí mismo.

Frase destacada: En tiempos de adversidad y cambio es cuando descubrimos quiénes somos de verdad y de qué estamos hechos.

5. Mary Barra

Mary Barra, la primera mujer en ocupar el máximo cargo en una empresa automovilística, General Motors, mantiene un tipo de liderazgo autocrático y transformacional. ¡Es uno de los grandes ejemplos a seguir! Ella busca innovar en este sector, de hecho, trabaja arduamente en el desarrollo de autos de conducción automática.

Sus inicios estuvieron marcados por un hecho lamentable. Un componente defectuoso provocó la muerte de decenas de trabajadores. No obstante, Barra asumió la responsabilidad y creó un fondo de compensación para las familias de las víctimas. Su manera de liderar esta crisis le valió el reconocimiento internacional.

Frase destacada: Para ser realmente grande, su equipo debe tener diversidad de pensamiento y estar dispuesto a colaborar de manera constructiva.

Lee también: 

Palabras finales

Llegar a ser un excelente líder es un proceso que no siempre es sencillo. Lo primordial es no dejarte llevar por las adversidades y dar el 100 % en tu trabajo, tanto por ti como por tu equipo. ¿Tienes alguna duda sobre cómo ser un buen líder? ¡Te leemos en los comentarios!

Comentarios

mood_bad
  • Sin comentarios por el momento.
  • chat
    Añade un comentario